Café Orgánico Verde


Los granos de café son las semillas parecidas a las cerezas.  Debajo de la pulpa existen dos granos que se encuentran aplanados uno con otro, recubiertos por una especie de pergamino. En su madurez, presentan una capa delgada y viscosa que recubre el pergamino.  Hay que quitar los granos de café del fruto y secarlos para tostarlos y eso se realiza con el método de la vía húmeda.  Cuando se termina el proceso, el grano de café sin tostar se llama café verde


Por el método de la vía húmeda se consigue que los atributos intrínsecos del grano de café se conserven mejor y el café verde sea homogéneo y tenga pocos granos defectuosos, por ellos se obtiene café de mejor calidad.


Después de la separación y la limpieza, se extrae la pulpa de la cereza. Los granos despulpados pasan a cribas vibradoras que los separan de las cerezas que hayan quedado sin despulpar o que lo hayan sido de forma imperfecta, así como de los pedazos grandes de pulpa que puedan haber pasado con ellas.  Después de la criba, los granos separados despulpados se pasan por canales en los que se lavan con agua y se separan otra vez poniéndolos a flotar antes de que pasen a la siguiente etapa.


Los granos que acaban de ser despulpados se colocan en grandes tanques de fermentación en los que las sustancias mucilaginosas se descomponen bajo la influencia de enzimas naturales hasta que puedan dispersarse y se los lleve el agua.


El secado al sol lleva de 4 a 5 días en donde se extiende en patio, según la temperatura y la humedad del ambiente, donde se mantiene con un 12% de humedad y se puede guardar seco durante semanas, meses o hasta un año en el beneficio sin afectar de su calidad.  Una vez más se clasifica por peso y tamaño y finalmente se pone en sacos de 69 kilogramos.

 




Café Orgánico Tostado

Hay que destacar que nuestro proceso es natural  y prima lavado,  este último nos brinda sabor y aroma agradables, buena acidez y buen cuerpo. Es el de mejor calidad, su aroma es fuerte y grato y tiene mucho cuerpo.


El proceso para el tostado del café es: el café verde se pone dentro de un bombo giratorio a temperaturas de entre 150º y 225º mediante una corriente de aire caliente. El tiempo es fundamental para lo que necesitemos, desde un tueste ligero hasta un tueste intenso y oscuro.


Para realizar el tostado, se realiza nuevamente una limpieza del café verde, en el que se eliminan restos de elementos ajenos que lograron permanecer en los procesos de trillado, posterior a ello se introducen los granos al bombo giratorio para que los granos sean tostados uniformemente, la temperatura, como lo hemos mencionado anteriormente, oscila entre 150° y 225° pero no más de 250°.


La mezcla final la realizamos cuando finaliza el proceso de tostado, aquí revisamos que los granos realmente se hayan tostado uniformemente y se realizan mezclas para mejorar sabores y matices.


Para ello a mayor tostado mayor extracción de componentes, menor acidez, mayor cuerpo, mayor amargor y por consiguiente mayor merma. Finalmente el café en grano orgánico y tostado se envasa en packs de 500 gramos, 1 kilogramo, en sacos de 25 y 50 kilogramos.


 



Café Orgánico Molido


Es el proceso en reducir el grano de café tostado a polvo en molinos especiales.


Después de haberlo tostado y el grano sea uniforme, lo introducimos a nuestro molino especial, en el cual, de acuerdo a los requerimientos de nuestros clientes lo hacemos de manera fina o espreso, grueso o medio.


Hace algunos años, solíamos realizarlo en molinos manuales, aunque todavía lo hacemos, hemos introducido tecnología para obtener mayor capacidad de producción, sin embargo, la forma artesanal de realizarlo no lo hemos perdido con el objetivo de garantizar el mejor sabor y calidad de nuestro producto.


Por lo regular, nuestro clientes lo solicitan molido porque prefieren tomarlo en su oficina o en cafeteras. Una vez molido, lo embolsamos en presentaciones de 500 gramos y 1 kilogramo.


 



 

Orgánico Descafeinado



Nuestro proceso comienza desde que el café es verde, ahí se coloca en un silo, para agregar cloruro de metilo y acetato de etilo, posteriormente se realiza el secado, finalmente se embolsa en presentaciones de 500 gramos, 1 kilogramo, sacos de 25 y 50 kilogramos.